Inicio


EFEMÉRIDES Y REFLEXIÓN



EXPEDICIÓN PUNITIVA

30 de noviembre de 2019


―24 de noviembre de 1919. El PNS cambia de nombre por el de Partido Comunista Mexicano.

El Partido Nacional Socialista cambia de nombre por el de PCM. Personajes importantes simpatizaron como Heberto Castillo, Octavio Paz, y Carlos Fuentes, y otros que pertenecieron a esta organización quienes en algún momento fueron expulsados como Diego Rivera, David Alfaro Siqueiros, Úrsulo Galván, y Valentín Campa, quien en 1976 fue candidato presidencial no registrado. La moda intelectual de esos años era el comunismo.

―25 de noviembre de 1999. Muere Valentín Campa.

Nació en Monterrey, N. L. un 14 de febrero de 1904. De niño participó en un saqueo a una tienda de comestibles encabezado por Villa. Apenas logró terminar el primer año de secundaria. Pidió enrolarse en las filas que combatían contra la expedición punitiva del general Pershing que perseguía a Villa, pero como no lo aceptaron, se dedicó a saquear negocios estadunidenses. Participó en reuniones de la Gran Logia Bolchevique de Nuevo León. Llegó a ser apodado "El Bolchevique”. En 1927 ingresó al Partido Comunista Mexicano. Promovió la gran huelga ferrocarrilera. Fue apresado por Plutarco Elías Calles quien ordenó su fusilamiento, pero fue evitado por Emilio Portes Gil, gobernador de Tamaulipas que incluso lo llamó a colaborar con él, a lo que se negó el nuevo comunista. Estuvo en contra de Fidel Velázquez. Participó en las fusiones partidistas que llevaron al PCM a convertirse en Partido Socialista Unificado de México PSUM y a éste en Partido Mexicano Socialista, que a su vez se convirtió en Partido de la Revolución Democrática.

―26 de noviembre de 1919. Muere fusilado Felipe Ángeles.

Nace el 13 de junio de 1869 en Zacualtipán, Hidalgo. Gracias a una beca que Porfirio Díaz le concedió por los méritos de su padre durante la lucha contra la intervención francesa, ingresó al Colegio Militar a los 14 años. Desde muy joven se convirtió en uno de los mejores profesores del Colegio Militar, de la Escuela Nacional Preparatoria y de la Escuela de Tiro, de la que llegó a ser director. Fue enviado a los Estados Unidos a realizar estudios de artillería. Tuvo la fama bien ganada de ser uno de los mejores oficiales del ejército, lo que le valió ser ascendido a mayor. Ángeles prefirió usar métodos conciliadores en su persecución a Zapata, en lo que llamó "la política mía de amor y reconstrucción".

En la Decena Trágica en 1913, Madero fue a buscar la ayuda del general Ángeles, pero no le dio el mando debido a que respetó la jerarquía de Victoriano Huerta, pero sí operó contra la Ciudadela. Al consumarse la traición de Huerta, Ángeles fue aprehendido al mismo tiempo que Madero y Pino Suárez por órdenes del general Aureliano Blanquet y cesado en los dos cargos que ocupaba, pero fue nombrado Agregado Militar en Bélgica. Después fue encarcelado en Tlatelolco. Logró salvar la vida por su ascendencia en el ejército, pero fue desterrado mediante su envío a una comisión militar en Francia, para hacer estudios de materiales de artillería.

El 16 de octubre de 1913 se presentó ante Carranza quien lo nombró subsecretario de Guerra; no alcanzó el máximo cargo de guerra en ese entonces por la decidida oposición de los generales revolucionarios, que veían con recelo a un miembro del antiguo ejército federal. Debido a que consideraba que Carranza no se apegaba al espíritu legalista y democrático de Madero, Ángeles terminó distanciándose de Carranza y uniéndose a las fuerzas de Francisco Villa, a las que se incorporó como comandante de artillería de la División del Norte. En la batalla de Paredón, planeó y dirigió la más espectacular carga de caballería en la que participaron ocho mil jinetes, que en media hora pusieron en fuga a las tropas de Huerta, lo que produjo una profunda división entre Carranza y Villa. Ángeles no se mantuvo al margen de la disputa, y produjo una serie de textos en la que defendía a la División del Norte. Promovió la Convención de Aguascalientes, a la que asistió como representante de Villa, logrando la participación de los zapatistas, y votando por el retiro de Carranza como Primer Jefe. Ángeles no participó en las batallas de Celaya y León, en las que Villa resultó derrotado.

Al triunfo del carrancismo, Ángeles partió a los Estados Unidos con la ayuda del exgobernador de Sonora, José María Maytorena. Escribió varios artículos de corte Marxista en los que atacaba a Carranza, y explicaba su nueva definición ideológica, autodenominándose como un socialista evolutivo, defensor de la Constitución de 1857 y de la causa democrática de Madero. El 11 de diciembre de 1918, se reincorporó al villismo con la nueva bandera de la Alianza Liberal Mexicana, cuyo propósito era unir a todos los rebeldes, -villistas, zapatistas, maderistas, porfiristas, felicistas-, en un gran frente amplio para derrocar a Carranza, instaurar la paz, la democracia, el respeto a la propiedad y a la religión, y las buenas relaciones con los Estados Unidos. Tras la derrota en Ciudad Juárez el 15 de junio de 1919, y la huida de Villa producto del ataque e intromisión de la frontera por el general Erwing, Ángeles se separó de Villa, y sus planes de unificar a los rebeldes anticarrancistas se vinieron abajo. Erwing alegó que ayudaba a Carranza, razón por la cual cruzó la línea divisoria.

Vencido, aislado, y a merced de la traición de Félix Salas, Ángeles fue aprehendido en Chihuahua, el 15 de noviembre de 1919. Sus captores, antiguos villistas convertidos en miembros civiles de las defensas sociales de la entidad, recibieron diez mil pesos de gratificación. Ángeles no podía ser ejecutado sumariamente sin que Carranza recibiera el repudio de la opinión pública nacional e internacional, ya escandalizada por el reciente asesinato de Zapata, por lo que se ordenó su consignación ante un tribunal militar que ordenara su muerte de manera "legal". A pesar del clamor general, se le condenó a muerte por el delito de rebelión. Alguna versión fue que pidió se le concediera ordenar él mismo su fusilamiento. A las seis de la mañana del 26 de noviembre de 1919 en el cuartel del 21ª Regimiento de Caballería de Chihuahua, el mismo general sólo ordenó: ¡Fuego!

―27 de noviembre de 1838. Se inicia la "Guerra de los Pasteles”.

Ciudadanos franceses que vivían en México, reclamaron la merma de sus ganancias por los conflictos internos, pero el gobierno respondió que no se sentía responsable de dichos trastornos políticos y en consecuencia, se negó a indemnizar a los quejosos que hacían reclamos exagerados: un solo pastelero francés dijo haber perdido sesenta mil pesos en pasteles, monto muy cuantioso en esa época. De este hecho exagerado tomó su nombre este conflicto con Francia. El 26 de octubre del mismo año, llegó el contraalmirante Charles Baudin con el príncipe de Joinville, hijo del rey de Francia, e iniciaron negociaciones que no prosperaron por lo desorbitado de los reclamos. Baudin regresó a Veracruz el 21 de noviembre y dijo que esperaría hasta el 27 de noviembre. Este día los oficiales mexicanos llevaron al buque insignia la respuesta negativa y apenas habían salido de a bordo, cuando la escuadrilla francesa abrió fuego sobre San Juan de Ulúa. Por la noche, después de doscientas veintisiete bajas, el jefe de la fortaleza firmó la capitulación y poco después lo hace el gobernador de Veracruz. En la capital causará gran indignación este hecho y se mandará abrir proceso a estos jefes por haberse rendido, al tiempo que Antonio López de Santa Anna será nombrado comandante de Veracruz. Finalmente, en marzo de 1839, después de que Santa Anna perdiera una pierna en los enfrentamientos y gracias a la intermediación de Richard Pakenham, ministro inglés en México, será firmado un tratado por el que el gobierno mexicano se comprometerá al pago de seiscientos mil pesos y los franceses a devolver los barcos mercantes con sus cargamentos capturados durante el bloqueo. Tales tratados serán ratificados por la Cámara de Diputados el 18 de marzo por 27 votos contra 12; al día siguiente los ratificará el Senado y hasta entonces se retirarán las fuerzas francesas.

―27 de noviembre de 1916. Dan inicio los trabajos del congreso constituyente en Querétaro.

El Teatro Iturbide de la ciudad de Querétaro es renombrado como: "De la República” y se constituye en recinto oficial del Congreso Constituyente. El 17 de noviembre anterior, Venustiano Carranza habría establecido ahí la capital de la República. El Congreso es criticado bajo el argumento de que concurren a él representantes de una sola facción, pero el hecho es que se trata de una asamblea de revolucionarios carrancistas que se han impuesto por las armas a las otras facciones de villistas y zapatistas aun en rebeldía, que estos revolucionarios en su mayoría no tiene experiencia parlamentaria, pero que serán capaces de expedir un texto constitucional de avanzada, que promulgado y sancionado el 5 de febrero de 1917, terminará con una etapa violenta del movimiento revolucionario al plasmar en él los anhelos expresados por aquellos que participaron en los levantamientos populares.

―28 de noviembre de 1911. Se proclama el Plan de Ayala.

―30 de noviembre de 1787. Nace Andrés Molina Enríquez

Reflexión de hoy, 30 de noviembre de 2019:

El dogma de esta semana fue que, los colaboradores del presidente deben tener 90 por ciento de honestidad y 10 por ciento de experiencia, razón por la cual, y usando el mecanismo de un silogismo, concluyo que sería lo mismo que tengan 10% de deshonestidad y carezcan de 90% de experiencia, quizás para cobrar solamente el diezmo en cada adjudicación directa, y que sería como dijo alguna vez un presidente municipal: "yo solo robo poquito”. Hay que dar una revisada a toda la bazofia que compone el gabinete, incluidos legisladores morenistas y paleros, para convencerse que han cumplido cabalmente el requisito anterior.

Mientras, nuestro país está amenazado por Trump, sin saber si será por una simple "expedición punitiva” parecida a la de Woodrow Wilson, quien mandó al general Pershing para atrapar al "terrorista” del momento -Pancho Villa- que inclusive había cruzado la frontera e invadido su país, y que con la "bendición” de Carranza, los dejó moverse a gusto, aunque sin encontrarlo jamás, o por una intervención como la que planeó Polk en 1846, cruzando la frontera del río Nueces. De momento me quedo con la primera idea, de que Trump ya debe estar planeando como venir por los narcoterroristas en una "expedición punitiva”.

No obstante lo anterior, la mayor preocupación que tuvo esta semana el presidente de 30 millones de mexicanos, antes que contestarle a Trump, o que atender a Sicilia bajo el pretexto que tenía "mucha flojera”, o viajar para visitar en Chihuahua solidariamente a la familia Le Barón sepultando a 17 cadáveres, fue que había que reinhumar a Valentín Campa en la rotonda de los hombres ilustres. No hay que ser experto en simbolismos, para comprender a cabalidad quien es realmente el anfitrión de Evo Morales y Rafael Correa, así como el protector del chapito y colegas de éste, a nivel nacional. 

No se a usted, pero a mí ya no me queda duda alguna de quien ocupa la silla de Palacio Nacional.

La terminal avionera "Felipe Ángeles" en Santa Lucía, si es que realmente se llega a construir, funcione o no, llevará el nombre del personaje que admiraba a Madero, pero no lo pudo defender de Huerta, que se había unido a Carranza, pero prefirió trabajar junto al bandolero de Villa, y que junto a él, lograron tardíamente vencer a Huerta, y que finalmente abandonó a este último en Celaya, logrando ser traicionado por su gente quien lo llevó al paredón por diez mil pesos. Sus virtudes militares se debieron a una persona que pensó en él cuando niño: Porfirio Díaz. Sin embargo sus inclinaciones marxistas le confundieron sus convicciones, capacidades y lealtades, las cuales no le permitieron morir en su cama.

Por otro lado, considero que los constituyentes de Querétaro fueron aprobados con la fórmula actual del 10/90, pero tampoco me imagino a "congresistas villistas o zapatistas” redactando la constitución que por muy deformada y violada que se encuentre, hoy guía nuestro destino. Aclaro que si digo "zapatistas” excluyo a Zapata, a quien realmente considero que fue un personaje excepcional.

En conclusión: desde el 1° de septiembre de 2018 que el congreso morenista asumió el poder, no pocas cosas se han hecho mal los últimos quince meses, sino más bien han hecho muchísimas cosas mal, pues según el Congreso Nacional Ciudadano, ya suman más de 1,200. ¿Nada ni nadie castigará al culpable?

No muy deseable, pero una expedición punitiva de Trump, quizás nos ayude a poner orden, con una estrategia contraria a "la política mía de amor y reconstrucción”, o "abrazos y no balazos”, exterminando de inmediato a las células cancerosas de la violencia y corrupción, atizadas por el gobierno actual.

Conste que dije expedición punitiva, y no dije intervención, la cual sería un riesgo real si las cosas se salen de control. De todos modos: ¿tenemos otra alternativa?



® DERECHOS RESERVADOS

CLAUDIO MÁRQUEZ PASSY





 

CLAUDIO MÁRQUEZ PASSY

VER CURRICULUM

Todos los derechos reservados.