Inicio

 


EFEMÉRIDES Y REFLEXIÓN



13 de abril de 2019

8 de abril de 1811

Felix Ma. Calleja hace oficial la captura de los Insurgentes: Hidalgo, Allende, Aldama, Jiménez, Abasolo y otros.

8 de abril de 1823

Chiapas (Soconusco) se declara independiente de México.

9 de abril de 1919

Pablo González y Jesús Guajardo simulan pelear en Jonacatepec preparando la emboscada para Zapata.

10 de abril de 1864

Un grupo de conservadores viaja al castillo de Miramar en Trieste, Italia, para ofrecer al archiduque Maximiliano de Austria, la corona imperial de México.

10 de abril de 1919

Emiliano Zapata, EL DEFENSOR DE LA PROPIEDAD PRIVADA, es asesinado en Chinameca, Morelos.

10 de abril 1936

Lázaro Cárdenas destierra a Plutarco Elías Calles.

10 de abril de 2019

La comunidad científica internacional publica la primera fotografía de un hoyo negro.

11 de abril de 1864

Se firma el tratado de Miramar, entre Napoleón y Maximiliano.

12 de abril de 1954

Muere Luis Cabrera.

Reflexión de hoy, 13 de abril de 2019:

―Todo indicaba que la revolución iniciada por Hidalgo, en septiembre de 1810, habría terminado poco antes de siete meses. Morelos la extendió hasta 1815 y Guerrero hasta 1821. Fue paradójico que el enemigo realista quien peleaba contra Hidalgo, cerca del cerro de las cruces, donde el cura "se rajó” de ganar la guerra, sería quien consolidaría esta idea independentista. Me refiero a Agustín de Iturbide. ¡Vueltas que da la vida!

―Sin embargo, y contra lo que se pudiera pensar, la caída del imperio no fue digerido por muchos, al punto que, el primer saldo después de la abdicación de Iturbide fue la separación de Centro América, y algo que es poco recordado, la escisión del Soconusco, actualmente Chiapas. "A río revuelto…”

―No era sencillo engañar a Zapata, y para matarlo como quería Carranza, había que tenerlo en una emboscada sin salida. Jesús Guajardo y Pablo González simularon una batalla ―incluidos varios muertos― y fue así como, todavía con algunas dudas, Zapata se animó a visitar a Guajardo en la hacienda de Chinameca. Ahí terminó el DEFENSOR DE LA PROPIEDAD PRIVADA, y me permito invitarle ―querido lector― a revisar el artículo de antier.

―La moda revolucionaria, era que el nuevo presidente ya sea para llegar al poder o para consolidarse, debía matar al que estaba en funciones, o ya en la silla, matar al anterior. Cárdenas terminó con esa "costumbrita”, y prefirió comprarle un boleto de avión a Plutarco. Bien pensado.

―Maximiliano, no hubiera podido solo con la extraña chamba de emperador mexicano, la cual y para ser franco, hizo un papel muy brillante -y lo de siempre-, tenía que ser un extranjero quien amara más a México que los propios. Se puede decir que es el autor y antecesor de la ley federal del trabajo. Ahora bien, en el tratado de Miramar, Napoleón III se comprometía en apoyar con su ejército en territorio mexicano, pero este segundo imperio andaba con la chequera flaca. Todo comenzó a fallar muy rápido, y el saldo inmediato es que la emperatriz Carlota no pudo conseguir ningún aliado en Europa, asunto que le costó su desequilibrio mental, y por otro lado el trágico final que Juárez disfrutó en el Cerro de las Campanas. Mi opinión es que un rey nunca mata a otro rey -ni en el ajedrez-, es decir, Juárez debió haberle perdonado la vida y exiliarlo. Eso le hubiera dado una grandeza que desaprovechó, y más bien, lo empequeñeció.

―Luis Cabrera era un revolucionario de corazón, pero nunca tomó partido. En dos ocasiones le ofrecieron la presidencia y las rechazó. La anécdota que hoy me hace mucho sentido, es que en alguna ocasión le dijo a Madero: "El cirujano tiene ante todo el deber de no cerrar la herida antes de haber limpiado la gangrena. La operación, necesaria o no, ha comenzado; usted abrió la herida y usted está obligado a cerrarla; pero, ay de usted, si acobardado ante la vista de la sangre, o conmovido por los gemidos de dolor de nuestra Patria, cerrara precipitadamente la herida sin haberla desinfectado y sin haber arrancado el mal que se propuso usted extirpar; el sacrificio habría sido inútil y la historia maldecirá el nombre de usted”. Cualquier semejanza con la vida política actual, es mera coincidencia.

―Del mismo modo que Cristóbal Colón percibió a lo lejos tierra firme en 1492, Guanahani, y le llamó San Salvador, y Hernán Cortés se fascinó en noviembre de 1519 al ver la magnífica ciudad isla -La Gran Tenochtitlan-, es que ahora la humanidad se fascina al ver un nuevo mundo desconocido, muy lejano, y que extrañamente, no sabemos si aún existe por encontrarse a 55 millones de años luz, y le ha llamado "agujero negro”. No cabe duda de que el hombre es genéticamente un conquistador y siempre querrá llegar más lejos de lo que hoy pisan sus pies. El 10 de abril quedó escrita una brillante efeméride para el futuro.


® DERECHOS RESERVADOS

CLAUDIO MÁRQUEZ PASSY


Si deseas conocer otras entrevistas con grandes personajes de nuestra historia, pongo a tu disposición mi primer libro "Entrevistas en el tiempo 1519 - 2019", o el segundo: "La Grulla Parda", que es un emocionante viaje durante la invasión de América... o debo decir: ¿conquista?





   

CLAUDIO MÁRQUEZ PASSY

VER CURRICULUM

 
  Todos los derechos reservados.